8/6/18

Reseña: La luz que perdimos, Jill Santopolo

Título: La luz que perdimos
Título Original: The light we lost
Autor: Jill Santopolo
Editorial: Suma de Letras Se publicó: Abril 2018
Sinopsis: Lucy y Gabe se conocieron durante su último año en la universidad un día que les cambiaría para siempre. En ese momento decidieron que necesitaban hallar un sentido para su vida, aprovecharla, dejar huella. Jóvenes y enamorados, parecían tener el mundo a sus pies. No esperaban que fueran sus propios sueños los que los separaran. Pero Gabe aceptó ir a trabajar como fotógrafo de prensa a Oriente Próximo y Lucy decidió continuar su carrera en Nueva York. Así comienzan trece años de anhelos, deseos, celos, traiciones y, sobre todo, amor. Separados por continentes, pero nunca lejos del corazón. ¿Era realmente su destino acabar juntos su viaje?


El libro llegó a mí por casualidad (qué bonitas las casualidades) y no había oído hablar de él. Así que cuando, curiosa de mí, le eché un buen vistazo a ver qué tal... supe que tenía que leerlo inmediatamente. Pese a mi crisis lectora y mi falta de tiempo. Y así lo hice. Tardé poquísimo en devorarlo y eso significaba algo muy bueno. Que me había enganchado, seguro. Tenía que ser un libro que me atrapara por completo para que fuera capaz de terminarlo por lo menos.

Tengo que admitir que siento debilidad por las novelas de este estilo, las que están escritas en segunda persona y hablan de un amor poderoso, fuerte y vivo pero que también hablan de un desamor igual de fuerte. Los que llevan tiempo leyéndome por aquí saben que no me gustan las historias de amor empalagosas convencionales, pero esta, aunque pueda parecerlo, está contada de tal manera que era incapaz de pensarlo. Me pareció que estaba escrita con mucho sentimiento, de hecho cada página es una punzada en el corazón. La historia, contada por Lucy, va relatando lo que había pasado entre ella y Gabe y todo el amor que se tenían. Y conforme nos vamos metiendo de lleno en esa historia de amor, más vamos queriendo llegar al final para saber qué pasó después de tanto tiempo. Me tuve que contener bastante para no adelantarme y averiguar de una vez qué había sucedido entre ellos. 

La historia es dura. Es de esas en las que puedes ponerte perfectamente en la piel de los personajes, en este caso en la de Lucy y sentir perfectamente lo que sienten. Es todo demasiado... intenso. Te pone los sentimientos al rojo. La cosa empieza intensa también, porque los protagonistas se conocen en un momento bastante duro. Si debo sacar una pega a la historia es sobre todo el cómo se conocen y no por el momento en sí, sino porque es un instalove bastante importante. Te conozco, me pongo intensita y ya eres el amor de mi vida. Es lo único que no me cuadraba. Vale que la trama fuera acerca de su historia de amor y la autora tuviera que darse vida para dar a conocer al lector cómo se conocen los personajes, pero... podría haberlo hecho de otra manera. Empezar la trama cuando ya se hubieron conocido o algo así... vamos, lo que sea con tal de hacerlo más verosímil porque a mí eso hizo que se me bajara todo. Sin embargo pasado ese trago, el resto fluye solo. Se va contando todo de manera muy amena y los enlaces del paso de los años (pasan 13 años en 400 páginas) no son nada abruptos. Se funden muy bien y eso es agradable.

Siempre hablo de los personajes... aquí no hay ninguno con el que me quede. No es una historia de personajes, es una historia de trama pura. Solo quería saber qué iba a pasar, me daba igual si estaba contada por Lucy o por Eva. No es que me apasionara saber nada más de ellos, no sabría explicarlo. 

Y el final... creo que a muchos les va a parecer "lo típico" y aunque seguramente yo misma lo hubiera pensado, en este caso estaba tan obnubilada con todo lo que estaba sucediendo que ni se me pasó por la cabeza. Solo me dediqué a procesar lo que estaba ocurriendo y paladear hasta la última palabra.

En resumen: me atrapó y dejó mis sentimientos a flor de piel. Y aunque confieso que quizá no soy muy objetiva porque soy el perfecto público objetivo de las historias de desamor contadas con dolor en segunda persona... pienso que es tan bonita como para recomendarla.


1. Instalove: Lo de que se conocieran el 11S ya me pareció bastante random aunque luego lo aceptara y tuviera sentido en la historia. Pero ya lo de que "es el amor de mi vida" al día de conocerlo y que todo fuera tan intenso instantáneamente... pues conmigo no va. Me sacaba de la trama por completo. Quizá hubiera empezado la historia por otro sitio, si no quiere entretenerse la autora en cómo se conocieron o haber pensado otra cosa o... igual no había otra manera, pero a mí no me dijo mucho.

2. Lucy: Creo que a mucha gente le habrá parecido tonta, apegada, dependiente o sumisa. Pero yo la vi fuerte. Luchaba por sus sueños y simplemente y tal como se explica en la historia, se enamoró perdidamente de alguien. Hay que entenderlo para poder comprender al personaje. Hay que estar en la piel de alguien que vive un amor como ese... aunque parezca increíble de imaginar. Entonces se comprende. Incluso se entiende que ceda tanto ante Darren, el meticuloso marido que tenía. Era como si Darren quisiera todo a su gusto y ella cediera siempre en todo. A veces me hubiera encantado entrar en el libro y decirle que pasara de él pero... también se entiende porqué lo hace. Me ha parecido bastante sensata.

3. El final: No lo veía venir, realmente. No pensaba que esta fuera una historia drama hasta ese punto. Sí que me esperaba que no se quedaran juntos al final, porque el destino parecía querer que no se juntaran nunca jamás (entre idas y venidas, ella que se casa, ella que tiene hijos... parecía imposible) pero no imaginaba que él muriera. Vale, nos lo iban anticipando: se va a un país en guerra, luego le magullan y le dan una paliza, luego bombas... puede que se viera venir pero yo no lo vi. No pensaba que moriría, simplemente que no acabarían juntos. Y el hecho de que muriera al contrario de lo que hubiera pensado, no me disgustó. No me pareció drama gratuito, creo que fue natural y algo que podría pasarle a él. Incluso lo del hijo que tuvo con él... de haber sido otra historia me hubiera quedado a cuadros y hubiera dicho que menuda chusta, pero también me pareció que pudiera pasar. O lo de la carta al hijo, también me pareció correcta.





5 comentarios :

  1. Lo dejo pasar que no me termina de convencer.

    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Hola!
    La verdad que lo tenía en mente porque al leer la contraportada no sé porque me transmitió eso que tu cuentas, que es algo profundo. Opino lo mismo que tú de las novelas que son un te veo y me enamoro...pero bueno, le daré una oportunidad seguro.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola!

    Me acabo de encontrar con tu blog y me ha gustado mucho, así que ya te sigo.

    Te dejo el mio por si te quieres pasar: Annie's Place

    Muchos saludos y nos estamos leyendo 💜

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola!
    Lo tengo esperando en mi estantería. Creo que será mi siguiente lectura.
    Un besito!

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola! Qué bueno saber de ti después de tanto tiempo :)
    En cuanto al libro...no me termina de llamar tanto por el instalove como por la protagonista, que me han contado que está demasiado obsesionada con el chico....No ho sé, no termino de ver que sea un libro para mí.

    ResponderEliminar

Design: Serein Atelier