Tips, tips, tips: ¿Cómo hacer una reseña?




Muchos os estaréis preguntando: ¿en serio? ¿cómo hacer una reseña? ¡Yo sé hacerla! ¡Es muy fácil! Realmente... no lo es tanto. Después de 8 años como bloguera haciendo reseñas que otros pueden leer (hacía reseñas de antes con papel y boli, ¡pero nunca las había enseñado!) me he dado cuenta de que hacer reseñas es algo que se va puliendo con el tiempo, como con todo y que a veces no es nada fácil. Uno va mejorando, tomando nota de lo que está bien o no tan bien hacer, quitando fallos... No son iguales las primeras reseñas que hice en 2009 que las que hago ahora en 2017. 

En esta entrada os daré unos cuantos tips para hacer reseñas que quizá os sean de utilidad. Algunas cosas seguro que os parecen muy obvias, pero quizá otras puedan servir para añadir una mejora más a las reseñas que ya hacéis o queréis hacer si no habéis empezado aún con un blog literario. 

No hace falta que diga que estos son mis propios consejos, dentro de lo que yo sé y lo que he aprendido a lo largo de todo este tiempo como bloguera. No os voy a enseñar a hacer la reseña definitiva, ni tengo la verdad absoluta ni mis reseñas son perfectas. Simplemente son unos cuantos consejos desde mi humilde experiencia que quería compartir con vosotros por si os son de utilidad.


¿Cómo hacer una reseña?

1. Orden y concierto. Efectivamente, una de las reglas más obvias de todas. El orden en una reseña es muy importante, ya no solo en cuestión de diseño (tipografía legible, no muchos colorines, no abusar de las fotos etc.) sino también a la hora de estructurar nuestra reseña. Es importante que el lector se haga una idea de nuestra opinión con claridad, porque si vamos pasando de un tema a otro, nos enrrollamos con otra cosa que no tiene nada que ver y luego volvemos al punto uno, probablemente se acabe perdiendo. Si es necesario elabora un guión y escribe punto por punto de lo que vas a hablar. Normalmente lo primero que deberíamos hacer es poner en contexto a nuestro lector contándole sin entrar en spoilers, de qué va el libro que hemos leído. ¡Ojo! Tampoco nos pasemos. Una introducción está bien. Acto seguido pon en tu guión de qué quieres hablar y así no te irás a otro tema ni te enrrollarás, quieres que el lector se haga una idea de tu opinión, no que se pierda. Anota si quieres hablar de la forma de escribir del autor, si compararás el libro con otro del mismo género, de los personajes, escenas concretas... ¡todo ordenadito!

2. Diseño. Es algo a lo que prestar atención, porque ante todo lo que debemos buscar es que la reseña sea fácil de leer. Si el lector se encuentra con una reseña que le cueste leer probablemente acabe dejándola a la mitad. Hay que procurar que la reseña esté escrita con una tipografía legible y no demasiado fantasía o intrincada que provoque que se confundan todas las letras. Tampoco es aconsejable poner muchos colorines. Podemos añadirlos para destacar frases y enfatizar en ciertas zonas, sin embargo es mejor no llenar toda la reseña. 

Si deseamos agregar fotos podemos hacerlo, es una buena manera de hacer más visual nuestra reseña y que no parezca un bloque enorme y aburrido. Sin embargo es muy importante que las fotos estén bien colocadas y sobre todo que no abusemos de ellas. Puedes poner la foto centrada o a los lados, pero si haces esto último vigila que tu foto no sea demasiado grande y se coma el texto de al lado, ¡quedará fatal! Si la centras debes vigilar que el texto que queda arriba y abajo sea de buen tamaño. Si quedan dos líneas arriba y mucho texto abajo, se verá raro.

Otro aspecto importante dentro de esta categoría son los párrafos. Mucho cuidado con hacer bloques de texto enormes que no hay quién se lea por más que destaques frases con otro color. Siempre es bueno dejar que el texto respire, por ello añadimos párrafos (coherentes, eso sí). Mira que no sean ni muy grandes ni pequeñitos, eso también molesta a la hora de leer.

3. Aporta datos. Si al lector que ha llegado hasta tu reseña le ha interesado el libro del que hablas, probablemente quiera ir a buscarlo. Por eso es muy importante que aportes todos los datos posibles sobre el libro que estás reseñando, para facilitar la búsqueda al lector y para dar toda la información que puedas. Para ello elabora una ficha técnica completa con todos los datos básicos del libro más los que creas que pueden ser de interés: título, autor, editorial, ISBN, número de páginas, precio etc. Y ante todo: ¡no tengas miedo de dejar links! Deja todos los links que puedas a la información del libro y de la editorial. Link a la ficha del libro, link a la editorial, link a la página de la librería donde se podría adquirir el libro... Todo eso es información relevante que además está ayudando a llevar tráfico a las páginas que has dejado.

Como extra también puedes aportar información del estilo... si el libro que has reseñado tiene película, deja link al trailer de la misma. Si tiene continuación, link a los demás volúmenes. Si has reseñado volúmenes anteriores o has hecho un vídeo enseñando el libro también deja los links. 

Al final cuantos más datos dejes, más completa será tu reseña. No olvides que el lector no tiene porqué saber todo de tu blog, quizá haya llegado a él de casualidad y no te conociera de antes, por eso es bueno que pongas todos los links que puedas de reseñas anteriores si las tienes u otras secciones donde hayas hablado del libro, para que si le interesa, pueda echarles un ojo. ¡Aporta siempre muchos datos!

4. Destaca, pero sin pasarte. Si quieres destacar partes de tu reseña que consideres de vital importancia puedes hacerlo poniéndolas de otro color o en letra negrita, sin embargo es aconsejable no destacar frases enteras si no solo la parte importante de dicha frase. A veces se comete el error de destacar toda una frase e incluso todo un párrafo. Lo mejor es destacar poquitas palabras, ya que buscamos que de un solo golpe de vista el lector pueda acceder a lo verdaderamente importante.

5. No a las reseñas resumen. ¡Mucho cuidado! Está bien que pongas al lector en antecedentes y cuentes de qué va el libro que has leído, pero no que eso sea tu reseña. La gente vendrá buscando tu opinión acerca del libro, no una sinopsis detallada, por ello el resumen no tiene que ser lo principal y tu opinión apenas se aprecie, ¡al contrario! Cuenta con pocas palabras (sobre todo si ya has incluido la sinopsis en la ficha técnica) de qué va el argumento del libro leído y luego deja bien claro porqué te ha gustado o porqué no. Es hora de argumentar lo que te ha gustado y lo que no, de una manera clara y ordenada, con la extensión adecuada. Es decir, puedes hacer tu reseña larga o corta, siempre que quede muy claro qué te ha parecido el libro y no se deje un simple: "me ha encantado, leedlo". ¡Queremos saber por qué y qué más nos vamos a encontrar en él!

6. Originalidad. Una reseña es una reseña, al final todas contendrán lo mismo: una opinión. Pero la tuya. Tuya única y exclusivamente. Puedes fijarte en otros blogs para ver cómo las realizan y quizá coger ideas de ahí, ¡pero nunca copiar nada! Tu opinión es tuya, lo que pongan los demás es opinión de los demás. ¡Ojo con copiar! No es lo mismo copiar que coger ideas.


Espero que os haya servido de ayuda y estos humildes consejos os hayan arrojado un poquito de luz si aún no habéis empezado con el mundo de las reseñas u os hayan dado alguna idea si ya habíais empezado.

Si tenéis cualquier duda os invito a dejarlas en los comentarios o bien escribirme a s-delibros@hotmail.com y os responderé como buenamente sepa. También si queréis proponer alguna otra entrada con tips. ¡Todo es bien recibido!
Comparte en Google Plus

Sobre - Bella -

En la red me conocen como La Soñadora y administro Soñadores de Libros desde 2009. Trabajo en marketing digital en la editorial SM y estudio idiomas. Creé Las Reglas del Lector y soy una de las organizadoras y creadoras de la Blogger Lit Con. Me encantan las distopías, los buenos debates, el chocolate y hacer nuevos amigos lectores.

4 nubes :

  1. ¡Hola!

    Me ha encantado esta entrada. Sí, hacer una reseña puede parecer algo fácil que todo blogger lo hace, pero no es para nada así. Yo miro las reseñas que hacía cuando empecé con el blog y me alegra decir que he mejorado muchísimo, aunque todavía me queda mucho por aprender.

    Los tips que has puesto son geniales, tienes mucha razón. Es importante el diseño, que tu reseña no sea toda igual, sino que entren ganas de leerla. Y sobre todo, hay algunos blogs -creo que es un fallo que yo por suerte no cometo- que te hacen un pedazo resumen de la trama y luego no te dan su opinión personal, que al fin y al cabo es lo que tú has ido a buscar y no un simple: me ha encantado, lo recomiendo.

    ¡muchos besos!

    ResponderEliminar
  2. yo hago reseñas y no sé si las haré bien o no, solo sé que son mias, que digo lo que pienso y lo que quiero decir y si, tengo una estructura pero siempre intento ser libre; no encorsetarme.

    sobre las fotos, yo pngo fotos relacionadas, dibujos, y sobretodo me gusta poner citas del libro que estoy reseñando. Creo que así la gente que la lea se ha una idea de la narrativa del libro y del motivo por el que me gusta o por el que no me gusta.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  3. Esta entrada me ha caído perfecta, justo estoy empezando con esto de el blog y hacer reseñas y la verdad me entraba la duda si las pocas que he hecho estan bien o no; tomare muy en cuenta estos consejos muchas gracias :D

    ResponderEliminar