La nube de los recuerdos (1) - Abracadabra, pata de cabra


¡Bienvenidos a la nueva sección del blog! Hace mucho que me ronda la mente hacer una sección de este estilo, así que como nunca puedo contenerme (impaciente por naturaleza), ¡aquí está!

La nube de los recuerdos es una sección en la que enseñaré y daré a conocer libros que leía de pequeña y que de algún modo marcaron mi infancia. Algunos de ellos por desgracia están descatalogados, ¡y nunca más los he vuelto a ver! (ya que muchos ya no los conservo). En esta sección recordaremos esos libros, podremos hablar sobre ellos, y podréis compartir los vuestros. Además si sabéis de algún sitio donde aún puedan encontrarse, ¡podréis compartirlo aquí!

El primer libro del que os voy a hablar es uno al que le tengo especial cariño, porque es una lectura que compartimos mi hermano mediano y yo, cuando éramos dos canijos. Es un libro de la serie blanca de El barco de vapor titulado Abracadabra, pata de cabra.



La mayor parte de mis libros de pequeñita, pertenecían al Barco de Vapor. Este en concreto, era nuestro favorito, porque nos hacía partir de risa con las ilustraciones (que era lo que al principio "leíamos"). Nos lo compraron nuestros padres en un centro comercial al que íbamos siempre y lo guardamos como un tesoro para leerlo una y otra vez.
Pero con el tiempo se fue ajando y deteriorando, hasta que sus páginas quedaron amarillentas y arrugadas. La peor suerte la corrió en la mudanza de nuestra nueva casa, porque se perdió entre los cientos de cajones de "cosas antiguas". ¡Imperdonable! Diréis. Un libro (más bien una libriquia (libro + reliquia)) no se puede perder así. Pues...sí. Cosas de la vida y de las mudanzas con prisas. Nadie lo sintió más que nosotros.

Cómo será que lo sentimos, que mucho después de la pérdida del libro, lo seguimos buscando por librerías y librerías. Me asomé a cientos de puestos de librillos de segunda mano a ver si lo encontraba ¡y no había manera! Yo solo me conformaba con volver a leerlo otra vez.

Así fue, como el destino (y algo más ;p) hizo que fuera a parar al lugar donde nació ese libro. Trabajando como becaria en la editorial SM pude comprobar que en efecto el libro estaba obsoleto, o sea, que ya no se vendía en librerías (¡y sepa dios si en esta vida encontraba al pobre diablo que lo tuviera en casa y me lo quisiera vender!). Así que decidí apelar a la única esperanza que me quedaba: el archivo de la editorial.

Pregunté (cruzando los dedos) a las encargadas de gestionar la biblioteca de SM, a ver si lo tenían a mano. ¡Y obviamente ahí estaba! Así que subí corriendo hasta la planta donde se encuentra la biblioteca y lo pedí en préstamo. Las chicas debieron ver en mi cara que los ojos me hacían chiribitas.

Lo primero que hice al tenerlo en mis manos, fue mandarle una foto a mi hermano. "¡Lo conseguí!" Le puse como comentario, y al segundo ya me estaba respondiendo con un "Ostraaaaaas".

Puede que sea un libro infantil sencillo, y seguramente no sea el mejor del mundo, pero nosotros le guardamos un cariño especial. Para mí significa la infancia, el comienzo del amor por la palabra escrita. Los días de lectura y relectura, cuando aún eres tan pequeño que empiezas por ver solo las ilustraciones y luego te lanzas a por las letras. Por eso es tan especial y lo busqué con tanto ahínco. ¡Qué suerte que acabara bien la historia!




Título: Abracadabra, pata de cabra
Autor: Mira Lobe
Editorial: SM
ISBN: 9788434825604
Precio: Obsoleto

Sinópsis

El mago Abra y la bruja Cadabra deciden tener un hijo.
El mago quiere que sea un pequeño Abra, y la bruja, una pequeña Cadabra. Y lo que nace es...




El mago Abra y la bruja Cadabra, siempre están discutiendo. Un día deciden tener un hijo, lo que da pie a más discusiones porque una quiere una bruja y el otro un mago.
Así que intentan "crear" un hijo, y no les sale nada (es más, les sale cualquier disparate) y al final, el Cuervo Ralf les da un huevo, del que nace su bebé. ¡Pero el bebé se escapa! Odia estar en el seno de una familia que se pasa el día discutiendo, así que Abra y Cadabra quedan desconsolados y paran de discutir.
¡Y esa es la moraleja de la historia!

Me parecía muy tierna de pequeñita, con una moraleja interesante tanto para papás como para peques y con unas ilustraciones desternillantes (se ponen a empollar el huevo uno sobre el otro, ¡buenísimo!). Aunque contiene algunas incoherencias (¡No, los bebés no salen de huevos!), son salvables si se explica bien al peque-lector la historia y se resume todo en que no hay que discutir porque se quiera a un hijo de una manera o de otra, simplemente hay que quererse.


¡Y esto es todo por La nube de los recuerdos de hoy! Espero que os haya gustado.
¿Conocías este libro? ¿Cuándo lo leíste? ¿Te gustó?

Comparte en Google Plus

Sobre - Bella -

En la red me conocen como La Soñadora y administro Soñadores de Libros desde 2009. Trabajo en marketing digital en la editorial SM y estudio idiomas. Creé Las Reglas del Lector y soy una de las organizadoras y creadoras de la Blogger Lit Con. Me encantan las distopías, los buenos debates, el chocolate y hacer nuevos amigos lectores.

25 nubes :

  1. Es genial que lo encontraras :) Mis mejores lecturas de infancia también han sido libros de Barco de Vapor >.<

    ¡Un besito!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Sí! Es fantástico que diera con él ^O^.
      ¡Es que sí, son míticos!

      Eliminar
  2. ¡Qué pena que perdieras tu libro pero al menos has conseguido volver a leerlo! Yo también tenía muchos libros de Barco de Vapor pero este en concreto creo que no.
    Un beso =)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. T^T Sí, sentimos mucho que se nos extraviara.
      Seguramente ponga alguno más de EBDV, así que a ver si alguno de los que deje los conoces :D

      Eliminar
  3. Espero que el principio no falte. Es un gran libro y cada vez que lo leo alguna lagrimilla se me escapa =) Además creo que a ti también te gusta =D

    Buena sección Soñadora ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me oíste en Mad Read, es mi libro favorito ^^

      Eliminar
  4. Desde que empecé con el blog tengo esta sección en el, la diferencia es que en el mío se llama Libros de Mi Infancia. Se que algún día se agotará, pero ya sabré como sustituirlo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Aaaaamiga mía! No tenía ni idea. Entre que somos muchos y paso como una bala por todos los blogs porque no tengo tiempo ni para respirar...no vi tu sección. Y claro, como no la conocía a mí se me ocurrió esta y da la casualité de que tienes una igual.¡Cachis! Ya veré como lo arreglo :)

      ^^ Sí claro, secciones así luego se agotan, pero vamos, tiene arreglo.

      Eliminar
    2. Pero ¿Qué vas a arreglar alma de cántaro? ¿Has roto algo? Lo dije como curiosidad, que no te reprocho nada xD

      Eliminar
  5. Ooooh!!! *O* me encanta la sección (sobretodo la fotito con la nube metida en un baúl es monísima)
    Mis libros también eran del Barco de Vapor y les guardo muchísimo cariño. Me alegro de que al fin lo encontraras :)
    Un besazo!

    ResponderEliminar
  6. Juas xDDD un poco más y nos solapamos! xDDD que yo pensaba hacer lo mismo pero poniéndolos todos de golpe, que por casa solo tengo una mínima parte jajaja

    ResponderEliminar
  7. Qué bonita sección!!!
    La verdad es que los libros de mi infancia son los cómics de Mortadelo y Filemón (no sé si cuentan xD)
    Pero también tenía alguno de esos del Barco de Vapor. Mi favorito era "El fantasma de palacio", me encantaba. Años más tarde me regalaron la segunda parte. El caso es que la segunda parte sigue en mis estanterías pero no sé dónde está el primero T_T
    ¡Tiene que estar por casa! Ains...

    ResponderEliminar
  8. Me encanta la sección =)
    Tengo un montón de libros guardados de cuando era peque, de vez en cuando les hecho un ojo =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  9. Anda, yo me leí los de color azul y naranja del barco de vapor... madre mía! que recuerdos jajaja. Lo malo es que hay muchos que no se encuentran en librerías... Los que más recuerdo son los de "Querida Susi, Querido Paul" ¿Te suenan? xDD


    Un beso! :)

    ResponderEliminar
  10. ¡Yo también lo leí de pequeña! Y como no la mayoría de mis libros de peque son de Barco de Vapor, uno de los que más leí es el que nombran más arriba "Querida Susi, Querido Paul" que me hacía mucha gracia porque la parte de Susi estaba en un sentido, y para leer la parte de Paul había que dar la vuelta al libro :P

    Un beso!

    ResponderEliminar
  11. ¡Genial sección! Mis libros de pequeña también eran la mayoría de Bruño pero a los que más cariño les tengo son a unos libros de Bruño que eran del abecedario de los animales y mi madre me compró el maletín entero que me acuerdo que era rojo con botones y se llamaba la colección el zoo de las letras: El pirata Policarpo, La mona Ramona, Las gemelas Gina y Gema... y me pasaba horas leyéndolos y releyéndolos ^-^

    Un besito♥

    ResponderEliminar
  12. Ay que bonito ♥ yo es que de niña lei muchas cosas bonitas! recorde unos cuantos!

    ResponderEliminar
  13. ¡Qué bonita sección! Yo también leía (y releía) de pequeña los cuentos del barco de vapor. Creo recordar que esté también cayó por mis manos, pero mi preferido sin duda fue Berni ^^
    Gracias por este viaje al pasado.

    ResponderEliminar
  14. La verdad es que tiene unas ilustraciones de lo más curiosas ^^
    ¡Un besazo!

    ResponderEliminar
  15. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  16. ¡Qué tierna la sección(antes estuve a punto de soltar una lagimita)!, esperemos que algún día lo vuelvan a publicar...Yo como de pequeña en lo único en que me fijaba eran en las ilustraciones no leía mucho que digamos pero creo que algun libro cayó...

    ResponderEliminar
  17. Hola!! Me gusta mucho tu blog y te sigo desde ya.
    Pásate por el mio quedas oficialmente invitada XD

    Besotes

    ResponderEliminar
  18. Me encanta la sección!!! Y las ilustraciones son preciosas!

    besitos<3

    ResponderEliminar
  19. También es uno de mis libros de la infancia! !!! Yo lo tengo en mi biblioteca aún!!! Entiendo que te volvieses tan loca buscándolo porque es genial. Un besito!

    ResponderEliminar